Prostatectomía y Fisioterapia Especializada en Suelo Pélvico

Hoy hablamos de suelo pélvico masculino. Sí amigos, vosotros también podéis tener problemas. ¿Qué consecuencias tiene una prostatectomía en el suelo pélvico? ¿La incontinencia urinaria tras la prostatectomía tiene solución? ¿Por qué se realiza esta cirugía? ¡Vamos a hablar sobre ello!

¿Qué es la próstata?

La próstata es una glándula que forma parte del sistema reproductivo masculino. Participa en la producción del semen y se encuentra rodeando la uretra (conducto que saca la orina de la vejiga al exterior), por ello, su inflamación puede dar problemas urinarios. 

¿Qué es una prostatectomía?

Se trata de una cirugía que consiste en la extirpación parcial (prostatectomía simple) o total (prostatectomía radical) de la próstata y algunos de los tejidos que la rodean. Existen diferentes vías de intervención (retropúbica, laparoscópica, robótica o perineal). A día hoy, y con todos los avances que se han hecho, se intentan realizar intervenciones poco invasivas y agresivas para dañar las estructuras que rodean a la próstata lo menos posible.

¿Cuándo se realiza esta intervención?

Las prostatectomías normalmente están indicadas en casos de cáncer de próstata o cuando hay una hipertrofia o una hiperplasia importante de la próstata (aumenta su tamaño). 

¿Y qué consecuencias tiene esta cirugía?

Toda cirugía implica unos riesgos, simplemente por ser una cirugía (infecciones, anestesia…). En el caso de la prostatectomía las secuelas dependerán del grado de afectación, del estado en el que estuviéramos previo a la cirugía, del tipo de cirugía, de la edad, etc. Todo ello, unido a cualquier daño causado durante la intervención (daño a nervios o vasos sanguíneos) influirá directamente en el postoperatorio y la recuperación total o no tras la cirugía.

La sintomatología más frecuente tras una prostatectomía es:

Si te vas a someter a una prostatectomía, ya sea simple o radical, es fundamental que estés informado y sepas las consecuencias que ésta puede tener. Debe ser una decisión tomada con toda la información disponible, y consensuada y meditada con el urólogo. 

Tenéis varías guías de ayuda para afrontar las secuelas de esta cirugía en la página del Michigan Cancer Consortium

¿Qué puede hacer la fisioterapia por mi? 

La fisioterapia de suelo pélvico tiene un papel importante en la recuperación tras la cirugía de próstata y puede ayudar en secuelas como la incontinencia urinaria y anal, las disfunciones sexuales, o los problemas de estreñimiento. 

Comenzar la reeducación del suelo pélvico cuanto antes aumenta las probabilidades de recuperación. El trabajo de la musculatura ayuda a conseguir un mayor control de la continencia y la recuperación de la función eréctil del pene. 

Es importante señalar, que además del trabajo de recuperación sería bueno hacer un trabajo previo a la operación. Un trabajo preoperatorio de la musculatura del suelo pélvico para partir de una mejor base y disminuir la gravedad de las posibles secuelas que puedan quedar. 

¿Qué técnicas utiliza la fisioterapia?

  • Neuromodulación del tibial posterior. Se trata de poner una corriente a través del nervio tibial posterior con el fin de llegar al centro de la micción y conseguir una inhibición del músculo detrusor (evitando que haya contracciones en la vejiga).
  • Diatermia. Mejora el trofismo de la musculatura y es muy eficaz para el tratamiento de cicatrices. 
  • Reeducación vesical. La observación y el uso de calendarios miccionales son una buena herramienta para reeducar nuestra vejiga. 
  • Ejercicios de fortalecimiento de la musculatura de suelo pélvico y del transverso del abdomen. Realizar los ya conocidos ejercicios de Kegel de contracción de la musculatura perineal en diferentes posiciones y siguiendo las pautas e indicaciones de un profesional. ¡No hay que volverse loco haciendo ejercicios ni obsesionarse!
  • Hipopresivos. Los ejercicios hipopresivos pueden ser de ayuda junto con otras técnicas para fortalecer y mejorar la activación de la musculatura profunda del abdomen y del suelo pélvico.  

Además del trabajo por parte de la fisioterapia, en el caso de la incontinencia, existen dispositivos como las pinzas uretrales que ayudan a no disminuir la calidad de vida y que se pueden utilizar mientras se trabaja en la recuperación. En el caso de la disfunción eréctil, la fisioterapia puede ser una buena ayuda, pero también se trata con fármacos, terapia psicológica, prótesis peneanas…

Abordaje multidisciplinar 

El abordaje multidisciplinar de estos pacientes es fundamental, no solamente desde el ámbito médico y de la fisioterapia, sino también desde la psicología. La calidad de vida en estos pacientes disminuye y esto afecta al estado ánimo llegando a producir cuadros de ansiedad y depresión.  

Cambiar algunos hábitos también es importante. 

Tener unos buenos hábitos nutricionales, miccionales y defecatorios es fundamental para que haya una buena recuperación. Debemos tener en cuenta cosas como: evitar realizar grandes esfuerzos, controlar la ingesta de líquidos, evitar estimulantes como el alcohol o el café, hacer una dieta rica en fibra para evitar el estreñimiento, etc. 

En definitiva, conocer cuales son las secuelas que puede ocasionar una intervención simple o radical de la próstata es fundamental para afrontar la recuperación desde el conocimiento y tratando de ser lo más eficaces posible. No en todos los casos se podrá conseguir una recuperación total, pero hay que luchar por conseguir la mayor mejoría posible dentro de las circunstancias individuales de cada paciente. 

Si te has sometido a una cirugía de próstata, o vas a hacerlo, o si conoces a alguien que se encuentre en esta situación, pide ayuda a profesionales especializados en esto que te ayuden, te guíen y te orienten hacia el camino más acertado para ti. 

Espero que os haya gustado el post de hoy, no os olvidéis de mandarlo si pensáis que a alguien le puede servir. 

¡Muchas gracias por leer el Blog! 

1 comentario en «Prostatectomía y Fisioterapia Especializada en Suelo Pélvico»

Deja un comentario